Top técnicas para saber si te están mintiendo o no

Todos hemos mentido alguna vez ¿Verdad? Aunque no lo admitamos la realidad es así, a veces porque somos pequeños y nos falta sensatez, otras porque nos hemos visto ante una situación comprometida y otras porque queremos conseguir algo por todos los medios posibles. De la misma manera en algún momento dado hemos detectado que alguien nos está mintiendo o nos ha mentido.

Pero qué pasa cuando juntamos los términos: TRABAJO + MENTIRA… Sin lugar a dudas esta mezcla es explosiva en la que puede llevarnos al fracaso absoluto o a un triunfo memorable. ¿Pero como hacer que la mentira de los demás vaya a nuestro favor? Te traemos una serie de recomendaciones para que detectes y aproveches los engaños con los que puedes encontrarte de tu día a día.

  1. Lo primero de todo recomendarte que no mientras. Siempre lleva la realidad y la verdad por delante y así nunca te veras en apuros de credibilidad.
  2. Investiga sobre el tema que habéis tratado. Si piensas que te han mentido acerca de una cosa concreta, busca información y datos para llegar al fondo de la cuestión.
  3. Mira su expresión facial. ¿Estás detectando en ese instante que te están engañando? Mírale fijamente y observa sus gestos faciales. Si detectas los siguientes movimientos es que te están mintiendo:
  • Sonrisa forzada
  • Mirada fija en la otra persona
  • Asentir con la cabeza
  • Se toca la nariz o se muerde el labio
  1. Movimientos corporales. ¿Se mueve mucho, agita las manos, le cambia la respiración o el tono de voz…? Estos actos también son propios de una persona que no dice la verdad.

Estos cuatro puntos son básicos para conocer si alguien te intenta mentir ya sea en tu trabajo o en tu vida personal. Memorízalos para aplicarlos en tus reuniones o negociaciones, de esta manera sabrás por qué camino optar en dicha conversación y así mejorar tu trabajo y conseguir tus propósitos de una forma limpia y legal.

Top habilidades para la negociación

Con el arte de negociar… ¿Se nace? Con este adelanto ya debes percibir sobre qué tema vamos a tratar en esta entrada. Hoy nos toca contemplar un contenido importante que conlleva muchísima dedicación: la negociación.

Actualmente existen una multitud de cursos a los que muchas personas participan para explotar esta habilidad que deben utilizar en su día a día. Dedican horas y horas para aprender y conocer a fondo cada parte de la negociación. Dado el interés que genera este tema vamos a ayudarte, por eso te traemos una serie de técnicas para que consigas dominarla.

Según la Real Academia Española negociar es:

  1. Tratar y comerciar, comprando y vendiendo o cambiando géneros, mercancías o valores para aumentar el caudal.
  2. Tratar asuntos públicos o privadosprocurando su mejor logro. U. t. c. tr.
  3. Tratar por la vía diplomática, de potencia a potencia, un asunto, como un tratado de alianza, de comercio, etc.

Después de conocer su significado nos dirigimos a ti con esta pregunta. ¿Crees que eres un buen negociador? Vamos a enseñarte un pequeño top list para mejorar este conocimiento:

  1. Escucha activa. Mantente siempre atento a la conservación. Es fundamental que sepas escuchar a la otra parte para debatir y aportar tus argumentos.
  2. Comunicación no verbal. Cuida tus acciones corporales. Con solo un gesto o un movimiento inofensivo puedes crear un malestar o malentendido con los demás integrantes. Pon atención a los movimientos y a las expresiones faciales.
  3. Rompe el hielo. El inicio de la conversación es un momento incómodo, te aconsejamos que seas tú el que partas ese ambiente tan frío. Darás una impresión de control sobre la situación.
  4. Silencios. Respeta los tiempos muertos de la negociación pero sin pasarte. Es bueno que hayan momentos de silencio pero que no sean excesivos si no el ambiente se volverá totalmente embarazoso.

Con estos cuatro puntos clave estarás más cerca de la perfecta negociación. Toma nota de ellas y practícalas, verás como afinarás tu técnica y conseguirás lo que te propongas en cada pacto.

Técnicas para convencer en una negociación

El arte de persuadir, de lograr que la otra persona termine pensando lo que queremos es una habilidad difícil de conseguir. Llevamos pactando desde pequeños, desde que tenemos uso de razón, siempre hemos intentado convencer a los demás de nuestro pensamiento. Nacemos con esta capacidad que muchos desarrollamos y utilizamos como herramienta de trabajo.

Seguro que muchas veces te has visto entre la espada y la pared en un momento concreto de la negociación, ya sea por los nervios, por la falta de concentración o por llevar un duro día de trabajo. Por eso te traemos 5 técnicas para que salgas exitoso en tus reuniones importantes.

  1. Infórmate. Oblígate a conocer todo sobre el franquiciado o la empresa. No dejes cabos sueltos, la desinformación es un error.
  2. No seas directo. Es conveniente que vayas poco a poco, no empieces diciendo lo que quieres o lo que esperas de la otra persona.
  3. No critiques ni dejes en evidencia. Es decir, no cuestiones lo que diga la otra parte, si se siente juzgado la conversación tendrá resultados negativos.
  4. Diálogo y conversación. Prepárate el tono y el hilo del diálogo, intenta llevar tú en todo momento las riendas de la conversación. Además no improvises si no es totalmente necesario, te puede pasar una mala jugada.
  5. Finaliza la negociación. Haz un breve resumen de los datos importantes que habéis hablado y pon fechas a los acuerdos, no dejes en el aire la próxima reunión.

Los mejores acuerdos de una empresa vienen dados por un buen uso de la negociación, pero tratar de persuadir a las personas es una tarea difícil. Tienes que intentar mantener siempre la calma, ya que ninguna negociación va a ser igual a las demás, estate preparado y no bajes la guardia.